Alcázar de San Juan acoge las jornadas de Sensibilización para una Adolescencia Saludable

El Teatro Auditorio Emilio Gavira de Alcázar de San Juan (Ciudad Real) acogió el 28 de noviembre las ‘’Jornadas de Sensibilización para una Adolescencia Saludable: ¿Estamos locos… ¿o qué?’, organizadas por el Colegio de Médicos de Ciudad Real y la GAI del Hospital Mancha Centro de Alcázar, y la colaboración de los Centros Educativos y el Ayuntamiento de la localidad. En la sesión matinal participaron alrededor de 400 jóvenes de los seis institutos de educación secundaria de Alcázar de San Juan que cursan 2º de la ESO. La actividad estuvo enfocada en diversos aspectos de la adolescencia, incluyendo la salud mental, educación sexual, aspectos jurídicos del abordaje de la violencia intrafamiliar, el acoso, el ciberacoso y el ocio alternativo, entre otros temas importantes.

En la inauguración, el Gobierno de Castilla-La Mancha mostró su compromiso por seguir colaborando con las distintas administraciones para seguir trabajando por el bienestar y el desarrollo pleno de los jóvenes.  Así lo aseguró la directora general de Atención Primaria del SESCAM, María Ángeles Martín. “El Gobierno de Castilla-La Mancha está comprometido en el desarrollo de una actuación de cooperación, coordinación y colaboración entre las administraciones públicas en materia de protección y desarrollo de los derechos de la infancia y la adolescencia”, explicó María Ángeles Martín quien considera también fundamental “trabajar desde la interdisciplinaridad para conseguir acompañar a nuestros jóvenes a vivir de la manera más plena posible”.

En ese sentido, la directora general de Atención Primaria del SESCAM explicó que “un compromiso activo por el diálogo, la escucha activa y la cercanía son cualidades que debemos tener para entender las necesidades de los adolescentes”, de manera que “podamos apoyarlos de manera de manera efectiva, proporcionando herramientas útiles y los canales correctos para educadores, padres y profesionales de la salud, así como para los propios adolescentes y para ello Sanidad y Educación deben trabajar de manera coordinada”.

Asimismo, María Ángeles Martín consideró que “celebrar unas jornadas de estas características habla del compromiso con la sociedad” y resulta “esencial para abordar los problemas de los jóvenes de manera integral para fomentar un desarrollo saludable”.

A la inauguración de esta actividad formativa asistió también la directora general de Inclusión Educativa y Programas, Marián Marchante, la coordinadora de Salud Mental del SESCAM, Teresa Rodríguez; la presidenta del Colegio de Médicos de Ciudad Real, Concepción Villafañez, y la concejal de Igualdad en el Ayuntamiento de Alcázar de San Juan, Patricia Benito, entre otras autoridades.

Estrategia de Salud Mental

De su lado, la directora general de Inclusión Educativa y Programas, Marián Marchante, recordó que el Gobierno de Castilla-La Mancha puso en marcha, el pasado curso, el Plan Estratégico de Inteligencia Emocional y Bienestar Socioemocional en el ámbito educativo. Este plan, que está en la línea de lo recogido en la Estrategia de Salud Mental y en el Plan de Acción de Salud Mental 2022-2024, cuenta con un presupuesto de más de 260.000 euros de fondos provenientes del Ministerio de Educación y Formación Profesional y contempla cuatro grandes ejes de actuación.

En concreto, estos ejes son la ‘Salud mental y bienestar socioemocional de todos los miembros de la comunidad educativa’; la ‘Prevención de conductas suicidas’; ‘Adicciones con y sin sustancias’, y ‘Salud afectivo-sexual’.

Entre las acciones que se están llevando a cabo, tal y como detalló Marchante, están la elaboración y difusión entre la comunidad educativa de materiales divulgativos y recursos didácticos; la elaboración de un banco de recursos; el desarrollo de acciones formativas, como charlas, cursos, entre otros; y el desarrollo de programas preventivos. Se trata, añadió la directora general, “de acciones que forman a los alumnos y alumnas para conseguir su adecuado desarrollo socio-emocional y que ayudan a nuestros docentes no solo a sensibilizar sino también a identificar, evaluar e intervenir ante el riesgo de conductas suicidas o para la prevención del consumo de drogas, de conductas adictivas, entre otros aspectos.