Cuenca acoge el I Congreso de Deontología Médica de Castilla-La Mancha y las II Jornadas de la Profesión Médica

Organizado por el Ilustre Colegio Oficial de Médicos de Cuenca, junto con la Comisión Deontológica del mismo, se celebró el pasado 5 y 6 de abril en la capital conquense con un programa que combinó interesantes ponencias con sesiones de trabajo de las Comisiones Deontológicas de Castilla-La Mancha.

El Congreso fue también el marco en el que se celebraron las II Jornadas de la Profesión Médica en las que el Colegio de Médicos de Guadalajara ha cedido el testigo de la presidencia del Consejo de Colegios de Médicos de Castilla-La Mancha al Colegio de Albacete. El nuevo presidente del Consejo Autonómico es el actual presidente del Colegio de Albacete, Blas González Montero. Ambas citas han contado con una importante representación del Colegio de Médicos de Ciudad Real, presidido por la Dra. Mª Concepción Villafáñez.

El acto inaugural estuvo presidido por el alcalde de Cuenca, D. Darío Dolz, el presidente del ICOMCU, D. Carlos Molina, el presidente del Consejo Autonómico de Castilla-La Mancha, D. Javier Balaguer, el director gerente del SESCAM, D. Alberto Jara y el presidente de la Comisión Deontológica del ICOMCU, D. Antonio Hidalgo. La inauguración tuvo lugar en la Fundación Antonio Pérez.

También asistió la directora general de Cuidados y Calidad del SESCAM, Montserrat Hernández; el delegado provincial de Sanidad, José María Pastor; y el gerente del Área Integrada de Cuenca, José Antonio Ballesteros.

La primera jornada se celebró en la Fundación Antonio Pérez la tarde del 5 de abril y comenzó con una conferencia sobre la importancia de la Deontología médica en el siglo XXI, impartida por el Dr. D. José María Domínguez Roldán, presidente de la Comisión Central de Deontología de la OMC.

A continuación, el Dr. D. José Antonio Santiago Crespo, secretario de la Comisión Deontológica del ICOMCU, actualizó sobre las novedades del Código Deontológico 2022. Seguidamente, la conferencia sobre ‘Voluntades anticipadas de la Ética Médica’ a cargo de la Dra. Dª María Luisa Monterde Aznar y la Dra. Dª Ana Isabel Marcos Navarro, vocales de la Comisión Deontológica del ICOMCU.

Con la charla magistral de ‘Eutanasia y Sedación. Perspectiva Deontológica’, se cerró la primera jornada del Congreso con la Dra. Dª María del Mar Muñoz Sánchez, del servicio de Oncología del HVL de Cuenca.

Durante la mañana, la sede del Ilustre Colegio Oficial de Médicos de Cuenca albergó sesiones de trabajo de las Comisiones Deontológicas de Castilla-La Mancha, compartiendo experiencias, realidades, protocolos y reglamentos.

II Jornadas de la Profesión Médica

El encuentro, en el que han participado médicos de toda Castilla-La Mancha, ha sido también el marco en el que se han celebrado las II Jornadas de la Profesión Médica, en las que ha tenido lugar el traspaso de poderes de la presidencia del Consejo de Colegios de Médicos de Castilla-La Mancha. El Colegio de Médicos de Guadalajara ha pasado el testigo al Colegio de Médicos de Albacete, que ostentará la presidencia durante los próximos dos años.

Tras el traspaso de poderes de la presidencia del Consejo Autonómico, asumida en los próximos dos años por el Colegio Oficial de Médicos de Albacete, el recién estrenado presidente, Blas González Montero, quiso comenzar su intervención haciendo un recordatorio a Sara, la primera médica fallecida de Mota del Cuervo, y a los muchos fallecidos por la pandemia, con mención especial al secretario del Colegio de Albacete.

Seguidamente puso en valor a la profesión médica “hemos salvado a mucha gente y somos muy valiosos, la profesión más bonita del mundo; desde aquí, además, agradecer a los miembros de las Comisiones Deontológicas su gran trabajo”. Blas González además subrayó que la profesión está pasando actualmente por duros momentos y que los Colegios Oficiales tienen un importante papel, “las Juntas Directivas tenemos la responsabilidad de cuidas al cuidador, porque tenemos en nuestras manos a los enfermos y estos necesitan cuidadores en las mejores condiciones”.

La nueva vocal autonómica de Medicina Rural, Enriqueta Viñuelas, abogó por una Atención Primaria “fuerte y funcional” y puso el foco en los problemas actuales: exceso de burocracia, mala gestión de demanda y mal reparto de trabajo entre los profesionales de Atención Primaria. Para mejorar esta situación, Viñuelas propuso “mejoras en las condiciones laborales, incremento de los pagos por acumulaciones y contratos adecuados a los que terminan el MIR con el fin de retenerlos; y por nuestra parte, debemos poner en valor nuestro trabajo, fomentando la interacción y mejorando la comunicación con atención hospitalaria”.

Por su parte el nuevo vocal autonómico de Hospitales, el intensivista de Hellín (Albacete) Ricardo Serrano, expuso una serie de demandas imprescindibles para la profesión: la solicitud de la carrera profesional, mejoras para los puestos de difícil cobertura, como hospitales comarcales –“es necesario estimular la cobertura de esas plazas con mejoras retributivas y profesionales”-, consolidaciones de empleo con resolución rápida de las OPEs de forma regular y reglada, una redefinición de la valoración de los méritos en las OPFs, concursos de traslados nacionales, no regionales, más presencia en la docencia universitaria, favorecer la pertenencia y la actividad a los Colegios, cumplimiento racional de la Ley de Compatibilidades, mejora de las infraestructuras con la participación de los profesionales en los diseños de las mismas y defensa de la cualificación profesional.

Andrés Barriga, nuevo vocal autonómico de Medicina Privada y miembro del Colegio de Toledo, afirmó que “la medicina privada de ejercicio libre está en extinción, en concreto en Castilla-La Mancha existe un monopolio, donde muchos profesionales trabajan como ‘falsos autónomos’, y estos son hechos que hay que frenar; pediremos además a los grupos hospitalarios un registro de los médicos que ejercen actividad aunque vengan de otras Comunidades Autónomas y solicitaremos al SESCAM permisos para acceder a la Historia Clínica pública del paciente de forma ágil”.

Por su parte Pilar Pinós, nueva vocal de Médicos de Administraciones Públicas, subrayó que esta vocalía es muy variada, ya que abarca forenses, prisiones, inspectores…, “sin embargo son colectivos muy poco numerosos y con poca representatividad, a lo que tampoco ayuda el hecho de que no existe una colegiación obligatoria”.

Respecto a la sanidad penitenciaria, Pinós destacó que “en Castilla-La Mancha hay 22 plazas y solo ocho cubiertas; por ejemplo, en la prisión de Albacete no hay ningún médico y, por Ley, desde 2004 deberían haberse incluido en los sistemas públicos de salud, pero en Castilla-La Mancha aún no se ha hecho”.

Seguidamente Eva García Camacho, del Colegio de Toledo, habló en nombre del nuevo vocal de Médicos Jóvenes, Ricardo Deoliz. Destacó la petición de crear una guía autonómica de bienvenida y despedida de residentes de Castilla-La Mancha, “que sirva de orientación en temas como compatibilidad, solicitud de título, etc.”. Además incidió en la necesidad de supervisión en las guardias, anticipar ajustes de plantillas si se eliminan las guardias de 24 horas y que no haya pérdidas retributivas; la importancia de fomentar el programa Paime entre los médicos jóvenes, realizar una promoción de empleo para trabajar en los “desiertos médicos”, reclamación de la Carrera Profesional, mejorar la visibilidad de las funciones de los colegios profesionales, potenciar la imagen de la profesión en las redes sociales y atraer a estudiantes a los Colegios.

Además, quiso felicitar “a las Unidades Docentes de Castilla-La Mancha, por la labor que están realizando y porque el nivel de satisfacción es muy alto, y a todos los Colegios, por su apoyo a la formación e investigación”.

Finalmente, la vocal de Jubilados, Juana Ruiz, expuso su principal reclamación, “es necesario mejorar la asistencia al médico jubilado, después de toda una vida trabajando para el sistema sanitario; lo que solicitamos es la creación de circuitos de atención que no afecten a la atención general pero sí satisfaga las necesidades de este colectivo”.

Además, subrayó la importancia de la continuación de una comunicación fluida con los médicos jubilados, “para poder estar al corriente de la actualidad y de aspectos que pueden ser de interés como los beneficios fiscales que han aparecido recientemente”.